Inicio » Educación » Celos entre hermanos; cómo afrontarlos

Celos entre hermanos; cómo afrontarlos

Los celos entre hermanos son un mecanismo natural que adoptan los niños ante la llegada de un hermanito más pequeño que pueda restarle protagonismo y quitarle el cariño de sus padres. Es algo normal en todos los niños que se enfrentan a esta situación, y son los padres los que tienen que lidiar ante la actitud del hermano mayor frente al nuevo bebé que llega a la familia.

como decirle a mi hija que tendra un hermanito

En todos los casos, cuenta la intervención de los padres durante el embarazo, de forma que el niño esté prevenido antes de la llegada del bebé. También cuenta la actitud que mostremos los adultos ante cada uno de los hermanos, ya que el bebé necesita atenciones, pero su hermano mayor también necesita a sus padres, y más que nunca durante esta etapa.

Publicidad

Este fenómeno natural por el que pasan los niños ante la llegada de un nuevo bebé tiene una forma de abordaje muy sencilla si sabemos llevarla bien desde el principio. No podemos evitar que un niño sea celoso, pero sí podemos hacerle más llevadera la experiencia, potenciando una relación sana entre los hermanos.

Descubre por qué se producen los celos entre hermanos, cómo preparar a un niño con antelación ante el nacimiento de su hermano, y cómo actuar ante los episodios de celos en los hijos. Te contamos cómo evitar los celos aplicando normas en casa, hasta que los niños se acostumbren al nuevo miembro de la familia.

¿Qué son los celos entre hermanos?

Los celos entre hermanos son consecuencia de la rivalidad natural que existe entre ellos. Es un sentimiento innato que procede la parte más visceral de los niños, en muchos casos inevitable.

Si bien hay pequeños que tienen una forma de ser más celosa que otros, estos celos en los niños se pueden tratar de una manera adecuada para que no afecte de manera negativa la relación entre hermanos y el ambiente familiar.

Publicidad

La rivalidad entre los niños viene dada por la necesidad de atención de los padres que tienen en determinadas edades. También se sienten mal cuando se ven comparados con otros hermanos, precisando quedar por encima el uno del otro.

hermana mayor y bebe

El deseo de lograr más elogios y privilegios es algo que acompaña a los niños desde que comienzan a relacionarse con otras personas, y pueden acarrear consecuencias importantes.

Hay casos en los que los celos en los niños provocan ansiedad, depresión infantil y falta de estima. Estos problemas no tratados afectan a las personas hasta la etapa adulta, sin darse cuenta de la raíz principal y sin encontrar solución.

Los celos entre hermanos pueden ser de duración e intensidad muy diferente según cada niño y según la actuación de los padres frente a este gran cambio en la familia. Los padres somos los responsables de conseguir que sólo se quede en una pequeña crisis, o se convierta en un aspecto del niño que le dure toda su infancia.

Causas de los celos en niños

También conocido como ‘síndrome del príncipe destronado’, los celos entre hermanos pueden tener varias causas diferentes aunque la raíz es siempre la misma: el miedo.

Los niños tienen miedo a perder su papel dentro de la familia, a perder la atención de todos los que le rodean, y que deje de ser alguien importante para sus seres queridos. Esta sensación es algo normal, pero no es nada saludable para los niños que la sufren.

evitar los celos entre hermanos

Entre las principales causas de los celos en niños destacan las siguientes:

Pérdida de privilegios

Los niños celosos temen perder parte de sus privilegios, que con la llegada de un bebé tendrá que ser compartido. Esta sensación es incluso común en hermanos mellizos que tienen que luchar entre ellos para ser el centro de atención en la familia.

No te pierdas cuál es la diferencia entre gemelos y mellizos, en este artículo de El Blog de tu Bebé.

Edad

Según la edad y el momento evolutivo del niño, los celos de hermanos se presentan en diferente medida. Un niño celoso de su hermana pequeña sufrirá más cuando la llegada de esta se haga a una edad en la que el peque ya sea consciente.

Por este motivo, cuanto mayores son los niños, más posibilidad de que tenga celos de su hermano que viene en camino.

Dependencia afectiva

Hay niños que presentan mayor dependencia afectiva de sus padres u otros adultos. Por este motivo, los niños a una misma edad pueden ser más o menos celosos, o simplemente no serlo.

Cuando el pequeño tiene mucho apego con alguien, y ve peligrar la relación con la llegada de otro bebé, podría aumentar la tristeza y agresividad hacia el nuevo hermanito.

que hacer con los celos de los niños

Mayor inteligencia emocional

Los celos enfermizos pueden llegar a ser un problema importante en niños que tienen mayor sensibilidad emocional. Cuando son pequeños no pueden controlar ni evitar los celos, con una mayor predisposición genética para que este cambio le afecte más a un niño que sea más sensible.

Síntomas de celos en los niños

¿Cómo podemos detectar los celos en los niños? Según los expertos en psicología infantil, hay una serie de síntomas que suelen presentarse con frecuencia en un niño celoso:

  • Cambios de comportamiento. Los niños se vuelven más huraños, desobedientes, traviesos, montan más rabietas, hacen trastadas y se portan peor.
  • Conductas regresivas. Es muy común que los niños pequeños den un paso atrás en su evolución, haciéndose pipí en la cama, pidiendo el chupete de nuevo, hablando como un bebé, o con comportamientos de bebé que ya había dejado atrás.
  • Síntomas físicos. También puede ocurrir que el niño somatice físicamente el estrés por el que está pasando, con dolor de tripa, migrañas, vómitos, insomnio, falta de apetito o cansancio excesivo.
  • Comportamiento agresivo hacia el hermano. Ni cortos ni perezosos, los niños también pueden dar su opinión abierta sobre la llegada de su hermano. Tienen malas palabras hacia él, e incluso pueden ser agresivos pegándole a su hermano o haciéndole cosas que entrañen peligro.

frases para hermanos celosos

Aunque no en todos los casos de celos en niños pequeños se puede saber qué es lo que le pasa exactamente al niño, la llegada de un bebé a la familia debe ser motivo suficiente para prestar atención al hermano mayor.

Fíjate bien en el comportamiento y estado de ánimo de tu hijo para detectar cualquier episodio de celos, que aunque sea leve, podría estar causando graves consecuencias en el niño.

Preparar a un niño cuando nace un hermano

¿Cómo debemos actuar para evitar los celos entre hermanos? El primer paso es siempre preparar a los hermanos mayores para lo que está a punto de ocurrir.

Durante el embarazo, debemos preparar al niño ante la llegada de un nuevo hermanito, explicándole con mucho cariño y tacto los pequeños cambios que habrá en casa, pero también lo que no cambiará nunca: el amor que sienten sus padres hacia él.

Lo más recomendable es incluir al pequeño en las decisiones sobre el nuevo bebé que está en camino, como la habitación nueva, los juguetes y la ropita de su nuevo hermanito. Hazle ver que él es tan responsable del nuevo bebé como lo son sus padres.

como tratar a un niño celoso de su hermana

Intenta pasar todo el tiempo que puedas con tu hijo antes de la llegada del bebé. Hazle sentir especial, habla con él, y pregúntale cómo se siente por los cambios que están a punto de acontecer.

En el momento del parto, el niño no debe sentirse abandonado en casa por sus papás. En la medida de lo posible, los padres deben estar con él hasta el momento del parto, y cuando sea necesario ir al hospital, dejarlo con una persona muy cercana a él para que no se sienta sólo.

¿Qué hacer cuando el bebé ha nacido?

Nada más nacer el bebé, su hermano mayor tiene que ser el primero en visitarlo, y tener un primer momento de intimidad en familia, sólo con su hermanitos y sus papás.

Procura que la primera vez que vea a su hermano, el bebé esté en la cuna y no en brazos de sus padres. Hazle un regalo en la visita, como si se lo hubiera traído el bebé para su hermano mayor.

La vuelta a casa será el momento crucial para entablar los primeros contactos y evitar los celos entre hermanos. Muéstrale lo contenta que está de estar todos juntos, y escucha todo lo que tiene que contarte sobre esos días que ha estado sin su mamá.

Préstale toda la atención que merece y necesita, y recuerda a las visitas que en casa no está sólo el recién nacido, que también tienen que darle cariño a su hermano mayor.

celos hermano mayor 4 años

Durante estos primeros días, toda la familia debe permanecer unida. Puede que los dos niños den más trabajo del que creas que puedes soportar, pero es importante que el hermano mayor no se sienta apartado si no es él quién decide salir del núcleo por petición propia.

Como mínimo una vez por semana, reserva un tiempo exclusivo para el hermano mayor. Planea hacer actividades que le gusten y que le hagan sentir el centro de atención, sin que estas tengan que incluir necesariamente al nuevo bebé.

No cambies las costumbres y horarios que tenía el pequeño antes de llegar su hermanito, y por supuesto, hazle participar de todas las actividades del bebé, porque cuidar al hermanito pequeño es un trabajo de equipo, y así se consiguen eliminar cuanto antes los celos entre hermanos.

Cómo actuar ante los celos entre hermanos

Cuando los niños se van haciendo mayores, las peleas entre hermanos se puede volver algo bastante común. Lidiar con estas discusiones no es fácil para los padres, pero siempre que no sea absolutamente necesario interferir, es mejor dejar que los hermanos solucionen sus riñas entre ellos.

niños celosos con sus hermanos

Los padres deben asumir el rol de mediador entre los niños, nunca ponerse de parte de alguno de ellos. Si la pelea entre los niños está siendo violenta, sepáralos y espera a que se calmen para actuar.

Explícales las consecuencias que tiene discutir con alguien querido. Pídeles a los dos niños que te cuenten qué ha pasado, y dialoga con ellos para conducirlos a encontrar la mejor solución. Deben ser ellos los que se den cuenta de lo que ha pasado y quienes consigan resolver el conflicto.

Cómo evitar los celos entre hermanos

En ocasiones somos los propios padres quienes sin darnos cuenta causamos los celos entre hermanos. No es algo que hagamos conscientemente, pero puede afectar a la relación de nuestros hijos con comentarios o actitudes que para ellos son un mundo.

como tratar los celos del hermano mayor

Si quieres evitar los celos entre tus hijos, sigue estas pautas en el hogar:

  • No los compares entre ellos. Cada niño es diferente, tienen sus propias cualidades y defectos, y no debes colocarles etiquetas que les hagan sentir mal.
  • No los dejes en un segundo plano. Evita hacer comentarios que les hagan sentir mal o actitudes que les puedan dañar. Los niños se pueden sentir desplazados cuando estás prestando atención a su hermano, y les regañas porque también quieren que les atiendas.
  • Cubre las necesidades de cada uno por separado. Tampoco es justo que hagas lo mismo por todos tus hijos, cuando cada uno tiene sus propias necesidades.
  • Potencia las cualidades de tus hijos. Averigua cuáles son las inquietudes de cada uno de tus hijos, y qué cualidades son las que le hacen especiales. Dedícales tiempo por separado para que se sientan queridos, según las necesidades que tengan en cada etapa de su desarrollo.
  • Enséñales a discutir sus conflictos. Deja que tus hijos aprendan a resolver sus peleas. Esta manera de enseñar a los niños a afrontar las frustraciones y las relaciones con los demás le será de gran ayuda en la etapa adulta.

Incluso cuando procuramos evitar que nuestros hijos tengan celos, su aparición es inevitable. Hay niños que tienen una naturaleza más celosa, y no por ello tenemos que hacerles sentir culpables.

Intenta normalizar los celos entre hermanos, guiándolos hacia algo positivo que afiance la relación entre ellos. En caso necesario, busca ayuda profesional para que nadie de la familia tenga que sufrir por culpa de sus sentimientos.

Celos entre hermanos; cómo afrontarlos
5 (100%) 3 votes

Acerca de Pili Rodriguez

Pili Rodriguez
Diplomada en Nutrición Humana y Dietética. Licenciada en Ciencia y Tecnología de los Alimentos. El Blog de tu Bebé es una ventana digital para dar respuesta a dudas que tenemos los padres durante el embarazo y crianza de los niños. ¡Te ayudaré encantada!

2 Comentarios

  1. Tenemos un peque de 3 añitos y estamos esperando el segundo. Creo que los celos van a ser un problema ya que ahora mismo no sabemos cómo afrontarlos.

    El mayor está siempre preguntando cuando llega su hermanito.

    Esperemos que todo vaya bien

    • Pili Rodriguez

      Hola Sara! No te preocupes, justo con 3 añitos es la edad perfecta para que tu hijo no sienta demasiados celos con su hermano. Es algo normal que esté un poquito receloso ante la llegada de un nuevo bebé, pero aún no es del todo consciente de la que se le viene encima!!! Los expertos en psicología infantil coinciden en que este rango de edad es el mejor para que los niños tengan hermanos sin sentirse celosos, así que habéis elegido muy bien el momento de tener el segundo. Mi más sincera enhorabuena!! Qué maravilloso es ver cómo la familia crece y que nuevos peques vienen al mundo!! <3

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*