Flujo amarillo en el embarazo; ¿Qué significa?

¿Es normal tener manchados en el manchados en el embarazo? ¿Qué significa un flujo amarillo de cualquier otro color similar? ¿Es motivo de preocupación para la embarazada?

moco amarillento en el embarazo

Son muchas las dudas que nos asaltan en este periodo, cuando el cambio hormonal conlleva una serie de síntomas que a veces se suelen considerar de manera errónea. Este es el caso del flujo vaginal, que puede ser muy diferente en cuanto a color, consistencia y otras muchas características.

Publicidad

Uno de los más frecuentes es la secreción amarilla. De la misma manera que el flujo blanquecino, hay que saber diferenciar cuándo se trata de una infección, y cuándo es totalmente natural y sin peligro para el feto o la futura mamá.

Descubre los múltiples motivos por lo que puede aparecer un manchado de flujo amarillento, qué síntomas lo acompañan, y cuál es el mejor tratamiento. Con esta completa guía para embarazadas no volverás a tener ninguna duda.

¿Es normal tener flujo en el embarazo?

La secreción de flujo vaginal, o leucorrea, es un proceso que está estrechamente relacionado con el ciclo menstrual de la mujer. Cuando se produce el embarazo, tendemos a pensar que el ciclo cambia por completo, y al igual que desaparece la regla, también tiene que hacerlo el flujo.

Pero esto no es del todo cierto. De hecho, en el embarazo es habitual que la mujer produzca una mayor cantidad de flujo. Este se controla a través de la liberación de nuevas hormonas, que se encargan de proteger el sistema reproductor femenino.

Publicidad

aumento flujo embarazo

El flujo durante el embarazo suele ser blanco o transparente, de consistencia más bien lechosa, principalmente líquido, pero a veces pastoso y pegajoso. Varía mucho en cada mujer, y sobre todo en cada etapa del proceso de gestación.

A veces el flujo puede cambiar de color, con un tono más amarillento, rosita, o marrón ligeramente tostado. Es absolutamente normal. Lo importante es que no tenga olor, y que no haya otros síntomas como picor, quemazón o molestias.

¿Cómo debe ser el flujo durante el embarazo?

Como ya hemos avanzado, el flujo en el embarazo puede ser diferente en cada mujer, pero nunca presentar olor desagradable. Esta es la característica a la que más atención debemos prestar.

Para asegurarte de que el flujo vaginal en el embarazo sea normal, busca estos detalles:

  • Color blanco o transparente
  • Consistencia lechosa
  • Algo pegajoso
  • Ausencia de olor
  • Más abundante al principio del embarazo

¿Y qué pasa si estas características no se dan? Pues si el flujo es más líquido, mucho más pastoso, de color amarillo, verde o cualquier otra tonalidad, y si tiene mal olor, lo más recomendable es ir al médico.

flujo sin olor amarillo

No tienes que significar que hay algún riesgo, pero sí que sería interesante hacer un diagnóstico personalizado y descartar cualquier posible problema. Incluso en los casos en los que hay ausencia de riesgo, es recomendable hacer un seguimiento para evitar posibles problemas.

Flujo amarillo en el embarazo

¿Cuáles son las principales causas del flujo amarillo en el embarazo? Sea con olor o con la ausencia de olor, así como la presencia de otros síntomas, podríamos saber fácilmente de qué se trata:

Vaginitis o vaginosis

Se trata de una inflamación de la vagina, principalmente causada por una infección bacteriana. Esta suele ocurrir por un desequilibrio en la flora vaginal, bastante común en el embarazo.

Va acompañada de síntomas como la picazón, olor desagradable y sensación de ardor. También un flujo blanco, amarillo o gris, pastoso y denso. Hay que ir al médico para diagnosticar y tratar, ya que podría afectar al feto si la infección se sigue desarrollando.

flujo amarillento en el embarazo

Uretritis

Aunque no afecta directamente a la vagina, si no más bien a la uretra, el orificio por el que se expulsa la orina, es normal que se confundan los síntomas. La uretritis es una infección que provoca la producción de flujo de diferentes tonalidades.

El flujo puede ser blanco o amarillo, en los primeros estadios de la infección, volviéndose verdoso o marrón a medida que avanza. Va acompañado de ardor al orinar, ganas de ir al baño constante, pero dificultad y dolor al expulsar la orina.

Hongos

La infección vaginal por hongos es también frecuente en el embarazo, cuando el sistema inmune de la mujer se vuelve más vulnerable. Suele estar provocada por una levadura llamada Candida albicans. No es peligrosa, pero se puede complicar.

Es común que se libere flujo amarillo, con o sin olor, y con un ligero picor y escozor. Tiene tratamiento, pero es imprescindible que sea con receta médica.

Publicidad

flujo amarillo espeso

Clamidia

La clamidia es una infección de transmisión sexual que puede provocar aborto. No es común en el embarazo, pero sí que sería bastante peligrosa.

Esta ITS no suele producir síntomas, por lo que lo más indicado es la prevención. No obstante, en algunas pacientes femeninas se produce flujo amarillento, ardor, olor vaginal, dolor e incluso sangrado después del sexo.

Gonorrea

Otra ITS muy peligrosa es la gonorrea, que es muy común en la actualidad entre jóvenes. Hay que prevenirla durante el embarazo, ya que es peligrosa tanto para la madre como para el bebé, cuyos sistemas inmunes están comprometidos.

¿Cómo detectar la gonorrea en el embarazo? Además de un flujo muy turbio de color amarillo o verde, produce picor, ardor al orinar, sangrado vaginal, y dolor también al defecar.

Tricomoniasis

Algo menos conocida en el embarazo, es la infección por tricomoniasis, causada por un parásito. Esta infección se relaciona con aborto, ruptura de membranas, parto prematuro y bajo peso al nacer.

riesgo aborto embarazo

Durante el embarazo se puede detectar por síntomas como las descargas de flujo amarillentas, olor inusual no muy fuerte pero sí raro, picazón, irritación y dolor al orinar o al mantener relaciones sexuales.

Fuga de líquido amniótico

Aunque no es un flujo como tal, a veces se puede confundir. Y es que la liberación de líquido amniótico es otro de los motivos principales de visita al doctor. No hay que olvidar que el líquido amniótico es ligeramente amarillo, y que puede ser más líquido o incluso con una mayor densidad.

Suele presentarse como un chorro repentino y abundante, que moja la ropa interior. El líquido se puede liberar lentamente, y en este caso es más complicado de detectar. Te darás cuenta porque la descarga es fina y acuosa, sin olor, o con un olor ligeramente dulzón. ¡Acude rápido al médico para una revisión

Cómo tratar una secreción amarilla en el embarazo

Dependiendo del tipo de infección o afección, existen un tratamiento más adecuado. Además, no siempre el flujo amarillo tiene por qué ser peligroso. Para saber cómo actuar, el primer paso es acudir a un médico para hacer el correspondiente diagnóstico.

En el caso de la mujer embarazada, se realizará la toma de una muestra para analizar. En base a los resultados, el doctor recetará el mejor tratamiento, que hay que seguir al pie de la letra.

flujo amarillo en el embarazo

Ante todo, no hay que automedicarse estando embarazada, ya que el riesgo de salud para la madre y el feto es muy elevado. Es imprescindible consultar a un profesional de la salud.

Para evitar que se produzcan problemas de flujo vaginal, sigue estas pautas y recomendaciones:

  • Evita el exceso de higiene íntima y el uso de jabones no adecuados.
  • No utilices perfumes o sprays íntimos que alteren el pH vaginal.
  • Evita el uso de salvaslips, y emplea siempre ropa interior de algodón transpirable.
  • No dejes que la zona íntima acumule humedad.
  • Limpia de delante hacia detrás siempre al ir al baño.
  • Evita las prendas muy apretadas.
  • Ten cuidado al mantener relaciones sexuales, controlando la transmisión de ITS.

Con un poco de precaución, y prestando atención a cualquier síntoma que acompañe la liberación de flujo amarillo, limitarás los riesgos de salud durante el embarazo.

Otros síntomas de embarazo

Durante el embarazo es normal sentir una serie de síntomas y signos que nos indican el estado de salud de la mamá y el feto. Descubre mucha más información a través de El Blog de tu Bebé, con artículos que te pueden interesar como estos:

Si te preocupa tener secreción o flujo amarillo estando embarazada, y además notas síntomas extraños, no dudes en acudir al médico para hacer un correcto diagnóstico y tratamiento. Cuida tu salud y la de tu bebé a lo largo de todo el proceso de gestación.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)
Publicidad

Sobre Pili Rodriguez

Diplomada en Nutrición Humana y Dietética. Licenciada en Ciencia y Tecnología de los Alimentos. Máster Universitario en Microbiología y Parasitología. El Blog de tu Bebé es una ventana digital para dar respuesta a dudas que tenemos los padres durante el embarazo, crianza de los niños, alimentación y otros temas. ¡Te ayudaré encantada!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *